Geocodificar direcciones: qué es y cómo hacerlo

geocodificar-direcciones

¿Es posible asignar coodinadas geográficas a un elemento del que, en un primer momento, solo conocemos su dirección? La respuesta es sí. En este post te explicaremos qué es y en qué consiste el proceso de geocodificar direcciones.

Se trata de un proceso complejo que, si no se hace correctamente y siguiendo meticulosamente todos los pasos necesarios, puede provocar errores y fallos importantes. Desde Ayuware, como expertos en la materia, te hemos preparado esta breve guía para que puedas conocer más al respecto.

¿Qué es geocodificar direcciones?

Se conoce como geocodificación al proceso de convertir direcciones postales en coordenadas, asignando coordenadas geográficas a puntos del mapa.

A través de este proceso, se consigue la transformación de una ubicación en coordenadas geográficas que, a su vez, se convierten en entidades geográficas con atributos propios representables en un sistema de información geográfica.

Gracias a estos procesos de geocodificación, se puede rentabilizar mucho más y sacar el máximo partido a los datos contenidos en una base de datos normalizada y completa. De esta manera, se puede sacar provecho espacial a toda esa información recogida en registros y formularios.

Conocer toda esta información y saber cómo utilizarla ofrece numerosas ventajas ya que, como sabes, la información es poder y, conocer y analizar espacialmente la distribución de la población, clientes potenciales, servicios y recursos, etc., facilita enormemente la toma de decisiones.

Ubicar un punto en el mapa sería, en definitiva, imposible, si no conocemos sus coordenadas exactas. Geocodificar direcciones nos ayuda a conseguir esta información.

También es importante señalar que existe la geocodificación inversa que consiste en realizar el proceso contrario, es decir, asignar la dirección postal de un lugar a una localización espacial conocida.

¿Cómo geocodificar direcciones?

A través de la geocodificación, conseguimos realizar la asignación de coordenadas geográficas a cada registro de nuestra base de datos a partir de su dirección normalizada para, por último, poderlo visualizar sobre cualquier mapa.

Para conseguirlo, es importante que contemos con información de calidad y datos optimizados que provengan de fuentes fiables, para poder iniciar el proceso correctamente y garantizar unos buenos resultados.

Lo primero que debemos conseguir es tener una base de datos normalizada y con datos enriquecidos. Esto nos asegurará que estaremos identificando las vías de manera única, además de conseguir la deduplicación de datos o clientes, entre otras cosas.

Pasar por un proceso de normalización y enriquecimiento de los datos de nuestra base de datos nos facilitará enormemente el paso de address matching (emparejado de direcciones registro-callejero) sin errores ya que, para geocodificar direcciones es necesario establecer una correspondencia entre el dato de la base de datos y un callejero de referencia.

direcciones - geocodificar

Con la importancia durante la última década del uso de los smartphones, se puede, también, asignar coordenadas mediante la geolocalización obtenida por medio de los dispositivos móviles (incluyendo, además de los smartphones, tablets, GPS de vehículos, relojes inteligentes…).

Estos dispositivos, además de informar del domicilio habitual de la persona, pueden proporcionar información sobre lugares por los que suele transitar, desplazamientos habituales, tiempo que pasa en cada sitio… Todos estos datos, si se tratan de manera correcta, pueden tener un gran potencial.

Problemas para llevar a cabo la geocodificación de direcciones

Como ya hemos visto, se trata de un proceso complejo, que depende, en gran medida, de muchos factores que pueden garantizar su éxito o, por el contrario, provocar errores o dificultades en el resultado final. Algunos de estos problemas son:

  • Referencias geográficas de dudosa calidad: Para geocodificar direcciones, es necesario emplear callejeros. Sin embargo, no hay muchos callejeros georreferenciales de buena calidad. Entre los errores más comunes que pueden presentar encontramos la falta de rigor semántico y de actualización.
  • Falta de normalización en los datos de entrada: Esto implica la introducción de textos de manera libre, sin respetar las normas de referencia y restricciones a la hora de nombrar las direcciones. Para evitar esto, es importante normalizar previamente todos los datos para verificar y asegurarnos su veracidad.
  • Falta de flexibilidad de los algoritmos: Debemos evitar la utilización de geocodificadores demasiado exigentes en cuanto a las pautas de escritura en el formato de entrada. Será necesario que sea flexible para entender los distintos tipos de direcciones independientemente de cómo se expresen.

Es importante que el callejero que utilice cada geocodificador sea coherente con los datos y direcciones que se pretenden geocodificar. El escenario ideal sería que, tanto el callejero como el geocodificador y los datos a procesar utilicen las mismas referencias y códigos. Sin embargo, esto no suele suceder.

Requisitos para geocodificar direcciones

Como ya has podido comprobar, geocodificar direcciones es un proceso complejo que suele presentar un alto índice de fracasos ya que no siempre se suelen dar las condiciones necesarias que permiten establecer correctamente al emparejamiento de direcciones como indicábamos en el apartado anterior.

cómo geocodificar direcciones

Por ello, es importante que te asegures, antes de comenzar a geocodificar direcciones, de que cumples con los siguientes requisitos:

  • Utilización de bases de datos con direcciones normalizadas, actualizadas y de calidad semántica, que cumplen con todas las pautas de escritura y nombramiento de las direcciones postales.
  • Información de entrada validada referencialmente y, a ser posible, también enriquecida.
  • Servicios de geocodificación potentes, pero también flexibles.

En Ayuware nos aseguramos de cumplir con todos estos requisitos, garantizando que toda la información de la que disponemos es la adecuada para realizar, posteriormente, la geocodificación de las direcciones de manera correcta y exitosa.

En definitiva, para geocodificar direcciones es necesario contar con experiencia, conocimientos específicos y un algoritmo capaz de identificar y utilizar correctamente cada dato.

Ayuware: Coordenadas geocodificadas de calidad

Desde Ayuware te ayudamos a obtener bases de datos normalizadas y enriquecidas para que, posteriormente, puedas geocodificar direcciones con un gran porcentaje de éxito.

Nuestros algoritmos, perfectamente entrenados y mejorados de manera continua, te ayudarán a sacarle el máximo partido a tus bases de datos, sin que sea necesario que tengas ningún conocimiento de informática o programación.

Contacta con nosotros si tienes cualquier pregunta. Estaremos encantados de resolver todas las dudas que tengas sobre nuestros servicios y todas las ventajas que te pueden proporcionar.

Y si quieres saber más, estos posts pueden interesarte…

¡Lleva tus datos al siguiente nivel con Ayuware!
Contenidos:

Contacta con nosotros para llevar tus datos al siguiente nivel

¿Quieres conocer más sobre nuestros servicios de validación de datos? Estamos para ayudarte en todo lo que precises.